Esval suspende temporalmente uso de agua del Tranque La Luz y evaluará necesidad de nuevas extracciones

Extrema sequía podría obligar a la sanitaria a recurrir nuevamente a esta reserva de agua, que adquirió en 2016 para enfrentar episodios críticos de escasezhídrica.

Valparaíso, 27 de mayo de 2020.- Esval informó que, a contar del 31 de mayo, dejará de extraer agua del Tranque La Luz. Desde fines de febrero, la reserva permitió apoyar el periodo de alto consumo de 15.000 hogares de Curauma y Placilla.

Gracias al uso de este embalse, que adquirimos en 2016 previendo épocas críticas, pudimos mantener la continuidad del suministro para las familias de la zona. A la fecha, utilizamos 293.758 m3, que nos han permitido mantener el suministro de agua potable, en periodo de alto consumo, a más de 15.000 familias de Curauma y Placilla. A este volumen, debemos sumar el efecto de la evaporación y el apoyo al incendio que afectó a la zona hace unas semanas. Estimamos que para el día 31 de mayo, el volumen de agua llegará a cerca de 3.667.935 m3”, dijo el subgerente Zonal de Esval, Alejandro Pérez.

El ejecutivo agregó que “estamos enfrentando el año más seco del último siglo, lo que nos ha llevado a extremar los esfuerzos para mantener la normalidad en el servicio. Hoy, los embalses Peñuelas y Poza Azul, están secos, la acumulación de nieve es mínima y el caudal del Aconcagua está casi sin flujo de agua a la altura de la planta de Concón, desde octubre el año pasado, situación absolutamente inédita”. Añadió que “ante este crítico escenario, el uso del tranque deberá ser evaluado mes a mes”.

“No tenemos lluvias y las temperaturas siguen altas. Si este escenario se mantiene, deberemos recurrirnuevamente a esta reserva de agua, información que ya hemos entregado a la comunidad, autoridades y remeros, de modo que estén conscientes de la situación de extrema sequía que vivimos y puedan tomar los resguardos que correspondan y programar sus actividades”, señaló Pérez.

El ejecutivo llamó a toda la comunidad a hacer un uso sostenible del recurso. “Estamos en una pandemia donde el lavado de manos es fundamental, pero hay otros usos -como la duración de duchas, riego de jardines o lavado de autos- que pueden ser más acotados, pues la sequía que enfrentamos hoy es aún más dura que la del año anterior”, dijo.

Finalmente, destacó que la sanitaria está desplegando todos sus recursos para prepararse para la próxima temporada de primavera-verano. “Gracias al apoyo de las Juntas de Vigilancia, ya estamos recargando el embalse Los Aromos, y seguimos sumando nuevas fuentes para reforzar nuestra producción”, finalizó Pérez.