Más de 800 médicos responden polémico inserto anti aborto: “Quieren que Chile retroceda”

A través de una declaración la Agrupación Ginecólogas Chile, junto con más de 800 médicos y especialistas de todo el país, rechazaron el inserto publicado hace algunos días por los “Médicos por la Vida”, quienes manifiestan su oposición a la interrupción voluntaria del embarazo en tres causales.

Las ginecólogas aseguraron que dicha publicación en el diario El Mercurio quiere hacer que el país retroceda en el gran avance que se logró para las mujeres que viven esas graves circunstancias: riesgo vital, malformación fetal incompatible con la vida o embarazo por violación y que eligen terminar con su embarazo”.

“Leyes restrictivas como las que tenemos en Chile no disminuyen los abortos. Sólo los hace inseguros”, enfatizaron.

 

Precisaron, además, que “su aplicación a los derechos del no nacido, por encima de las graves circunstancias de salud que viven sus madres, ya fuere suelta por el parlamento y el Tribunal Constitucional en favor de esas madres”.

Por otro lado, respecto de lo que pueda suceder en el futuro respecto del aborto en el país, las ginecólogas invitaron a los autodenominados ‘Médicos por la Vida’ a “ayudarnos a lograr que cada vez sea menos necesario el aborto, trabajando para mejorar la educación sexual y el acceso a métodos anticonceptivos para todas las mujeres residentes en nuestro país. Disminuir la brecha de necesidades de anticoncepción no resueltas es la única política de salud pública que probadamente disminuye las tasas de aborto a nivel país”.

Recordar que un grupo de más de 250 doctores e internos, denominándose como “Médicos por la vida”, firmaron una carta donde exigen derogar la Ley de Aborto en 3 Causales en la nueva Constitución que tendrá el país, argumentando que dicha legislación es responsable de “tantas muertes evitables”.

Asimismo, acusaron que en la actualidad “existe un adormecimiento colectivo de la conciencia frente a la muerte provocada por ellos”.

Los especialistas expresaron que la vida de un ser humano debe ser respetada “desde la fecundación, momento tras momento, sin discontinuidad, expresando su genoma único y diferente al de sus padres”, siendo el término de esta cuando se produce de forma “natural”.

“Los médicos defendemos la vida de la madre y de su hijo en gestación recordando que cuando atendemos a una mujer embarazada, nos encontramos frente a dos vidas que debemos cuidar”, agregaron.

Fuente: 24horas.cl