ALCALDESA VIRGINIA REGINATO SOLICITÓ A AUTORIDADES MARÍTIMAS ADELANTAR TEMPORADA DE PLAYAS

Debido al aumento de visitantes a la ciudad y especialmente a la alta presencia en el borde costero de Viña del Mar, la alcaldesa Virginia Reginato solicitó las autoridades marítimas de la zona una carta adelantar la temporada de Playas.

A través  de una conversación telefónica con el Director General del Territorio Marítimo, vicealmirante Ignacio Mardones y una carta al Gobernador Marítimo, Capitán de Navío, Nelson Saavedra, la jefa comunal expuso la necesidad de adelantar la fecha de apertura oficial de las playas, con el fin de aportar a una mayor prevención de la pandemia en estos lugares.

Considerando la situación del reciente fin de semana, que se caracterizó por la alta presencia de personas y familias en las playas y balnearios de la comuna, la alcaldesa planteó considerar “una serie de medidas que pueden aportar a una mayor prevención de la pandemia en estos lugares que comenzaron a ser intensamente utilizados por los viñamarinos y visitantes”.

Por ello, la autoridad comunal expresó la necesidad de “anticipar la apertura oficial de las playas, a fin de que concesionaros y operadores implementen todas las medidas contempladas en los protocolos determinados por la autoridad sanitaria, en su área de playa bajo sucompetencia”.

MEDIDAS COMUNALES

Para fortalecer la implementación del Plan Paso a Paso en la comuna, la alcaldesa planteó a las autoridades marítimas considerar en la habilitación de las playas y balnearios, elementos que cumplan las funciones de prevención, distanciamiento y funcionamiento bajo modo Covid.

“Con medidas como estas podemos esperar que la temporada de verano no sea un factor relevante en la activación del virus y, al mismo tiempo, contribuir a que las familias viñamarinas y visitantes de la comuna puedan disfrutar de los atributos naturales de nuestro borde costero con mayores resguardos para su salud en el período estival”, dijo.

En ese sentido, la jefa comunal mencionó la decisión que adoptó el municipio, en el marco de su Ordenanza sobre Derechos Publicitarios y Propaganda, de eximir de pagos en forma excepcional, a la publicidad exhibida en elementos y formatos que sirvan como protección ante la propagación del virus, para apoyar el distanciamiento social y el Plan Paso a Paso.