Las reacciones políticas tras la salida del ex Seremi de Salud de la Región de Valparaíso

Autoridades políticas y sanitarias no dudaron en entregar sus opiniones

El pasado 30 de enero, a través de un comunicado emanado por la Intendencia de la Región de Valparaíso, se confirmó que, el ahora ex seremi de Salud de la región, Francisco Álvarez, cesó sus funciones.  A raíz de aquello, surgieron varias impresiones tanto en el sector político, como en las autoridades de salud.

Fue a través de un comunicado de prensa firmado por la Intendencia Regional en que se dio a conocer el cese de las funciones de Álvarez, el cual decía “agradecemos su compromiso y reconocemos el importante rol desarrollado durante la emergencia sanitaria producto del COVID-19, deseándole el mayor de los éxitos en sus proyectos profesionales y personales”.

En primera instancia, se habló de un posible conflicto entre el Intendente de Valparaíso, Jorge Martínez. El diputado RN Andrés Celis aseguró, según consignó Biobío, que “era un hecho conocido, notorio y público, que la relación por parte del Intendente nunca fue buena o positiva con Francisco porque al Intendente le complicaba este liderazgo que estaba asumiendo y también le producía celos comunicacionales”.

“Le pido de manera formal, respetuosa, al Presidente de la República, a la subsecretaria de Salud y al ministro de Salud, que por favor rectifique o enmiende o corrija este comunicado y que Francisco Álvarez vuelva a ser el titular de la Seremi de Salud”, finalizó parlamentario oficialista.

En tanto, el Intendente Martínez de inmediato descartó dichas acusaciones, quien dijo que la medida fue tomada por el mismo ex seremi de Salud. En conversación con el medio El Mercurio de Valparaíso expuso que “no hay ningún conflicto político, personal, ni de ningún otro tipo con Francisco Álvarez, ni lo ha habido”.

En tanto, el diputado RN, Luis Pardo, señaló que “Es una decisión desconcertante que se produzca en medio de una pandemia la salida de un seremi que, a nuestro juicio, lo estaba haciendo bien. Es una mala decisión, tanto en lo político y en lo técnico. Me quedo con ese sabor amargo de la salida de Francisco Álvarez”, aseveró el diputado para Biobío.

Así mismo, desde el Colegio Médico de Valparaíso, dijeron a través de un comunicado que lamentamos esta decisión que nos deja sin un liderazgo sanitario regional ad portas del inicio del proceso de vacunación y cuando los casos activos por Covid se mantienen elevados”.

“Esperamos que se revoque la decisión, y de no ser así, que el elegido para dirigir el Seremi de Salud de la Región cuente con la experiencia y liderazgo necesarios para enfrentar la pandemia (…)”, comunicó el Colegio Médico de Valparaíso el día 31 de enero.