Red de explotación infantil en Viña del Mar: preparan juicio contra micreros acusados de liderarla

Dos años han pasado desde que la residencia Anita Cruchaga de Viña del Mar, un recinto piloto del Hogar de Cristo intentó ser incendiado. Sin embargo, la noticia de este siniestro pasó a segundo plano cuando se conoció el posible trasfondo de este ataque al establecimiento que albergaba a niñas y adolescentes vulnerables de la zona: el Ministerio Publico apuntaba a una venganza por parte de una red de explotación sexual encabezada, ni más ni menos, que por micreros de la región.

El caso se mantiene en investigación hasta la fecha y hablaría no solo de este tipo de hechos, sino también de los delitos de estrupro, violación y abuso sexual en contra de menores entre 12 y 17 años, que ocurría en la puerta de este recinto, una residencia piloto del Hogar de Cristo que comenzó a funcionar en 2018.

Por esto, dentro de las próximas jornadas la Fiscalía Regional de Valparaíso presentará una acusación contra dos presuntos involucrados, quienes, a la fecha, son los únicos identificados por este caso: Uno es chofer de un microbús de la locomoción colectiva y el otro, conocido como “parrillero” de micro, quienes habrían engañado a las niñas y adolescentes, trasladándolas a diferentes puntos de la región, en donde las habrían explotado sexualmente.

El caso fue repasado por el fiscal de Valparaíso, Álvaro Mansilla, recordando que hay 7 víctimas y que por los delitos se formalizó a los dos imputados, quedando uno de ellos en prisión preventiva. 

“Sobre la base de estos medios de acreditación, el Ministerio Público fundamentará la acusación que presentará en los próximos días”, agregó.

Durante la investigación se recopilaron importantes medios, donde se cuentan más de 100 declaraciones de testigos, 20 peritos e importantes pruebas fotográficas y documentales.

Carlos Vöhringer, director técnico nacional del Hogar de Cristo, reconoció que si se ha llegado a estas instancias, es porque las autoridades responsables del resguardo de estas niñas y adolescentes no han estado a la altura.

“Si hemos llegado a lo que hemos llegado es porque no hemos estado a la altura, todo el sistema proteccional y particularmente las autoridades que están a cargo de esto”, señaló.

Agregó que “han pasado ya tres años desde que pusimos las primeras denuncias (…) Hoy día todavía vemos cómo muchos niños y niñas están siendo víctimas de redes de explotación sexual, entonces este es un tema urgente, un tema que está muy vigente y que necesita que lo abordemos con la mayor premura”.

A través de una declaración, la Dirección Regional Sename Valparaíso dijo que “el año 2018 se hicieron las denuncias al Ministerio Público y luego se presentó una querella criminal desde esta Dirección Regional en contra de cuatro adultos, uno de ellos Daniel Cerda, y todos quienes resultaran responsables. Así también, se activaron todos los protocolos correspondientes y coordinaciones con las instituciones involucradas. Actualmente hay una investigación en curso, por lo que no podemos entregar detalles, pero seguimos a disposición de la Fiscalía para aportar en todo lo que se requiera”.

Por BBCL